La esterilización ultravioleta se utiliza para eliminar todo tipo de microorganismos del agua sin modificar las propiedades organolépticas del agua, es decir su sabor y olor, como sucede mediante la adición de productos químicos como el cloro. Esto lo hace muy recomendable para la industria Alimenticia y Farmacéutica.

El término luz ultravioleta (UV) es aplicado a la radiación  electromagnética emitida por la región del espectro que ocupa la  posición intermedia entre la luz visible y los rayos X. El espectro  ultravioleta está dividido en tres áreas designadas: UV-A, UV-B y UV- C. En ésta última se encuentra la mayor acción germicida, lo cual corresponde a una longitud de onda entre 200 y 300 nanómetros. La longitud de onda con mayor poder germicida es de 254 nanómetros.

Cuando la luz UV hace contacto con los microorganismos que contiene el  agua, penetra su membrana exterior y destruye el DNA (ácido nucleico),  material genético esencial para todo organismo viviente.

Dado que la esterilización ultra violeta no tiene un efecto residual se recomienda su colocación de forma inmediata al punto de uso para evitar la re-contaminación del agua durante su transporte o almacenamiento o bien en circuitos de recirculación.

Disponemos de equipos para bajos y altos caudales, con carcasas de acero inoxidable.

+Información

sterilight-systemsUV

 

centro_atencion